Grasas trans, saturadas y poliinsaturadas

Se trata de tres términos químicos, que se han colado en el vocabulario del consumidor y que cada vez estamos más acostumbrados a escuchar ¿Sabemos lo que realmente significan? En este artículo vamos a explicar de forma sencilla el papel que juega su consumo en nuestros niveles de colesterol y cómo es cada una de ellas.

 

EL COLESTEROL QUE "ATASCA" Y EL QUE "DESATASCA"

En primer lugar, recordar que no todo el colesterol es malo. Existen dos tipos de colesterol:

  • El que atasca, comúnmente denominado “colesterol malo” o LDL, que se acumula en los vasos sanguíneos, obstruyéndolos y elevando el riesgo de enfermedades cardiovasculares
  • El que desatasca, el “colesterol bueno” o HDL, que evita que las grasas taponen las paredes de las arterias y fluyan a través de la sangre, manteniendo una buena circulación sanguínea.

Cuadro de texto: Es importante mantener un equilibrio entre ambos tipos de colesterol, reduciendo el “colesterol malo” y aumentando el “colesterol bueno”

 

     Es importante mantener un equilibrio entre ambos tipos de colesterol, reduciendo el      "colesterol malo" y aumentando el "colesterol bueno"

 

 

DIME QUE GRASAS CONSUMES Y TE DIRÉ QUE COLESTEROL TIENES:

Una grasa está formada por: GRASA =GLICERINA + ÁCIDOS GRASOS

Pues bien, es en estos ácidos grasos en lo que debemos fijarnos:

Cuadro de texto:  ÁCIDOS GRASOS SATURADOS:

Se encuentran en los alimentos:

  • De forma natural: Grasas de origen animal (excepto pescados): Carnes, lácteos, ....Lo tendrán también, aquellos productos derivados de ellos. El ejemplo más característico es la mantequilla.

 

  • Cuadro de texto:  Obtenidos por reacción química (hidrogenación): Crema de cacao, aceite de palma, aceite de cacahuete, aceite de coco,….

 

No son saludables. Aumentan el “colesterol malo” en sangre (LDL), incrementando el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.

ÁCIDOS GRASOS TRANS:

Cuadro de texto:  Lo contienen:

  • Patatas fritas (excepto las 100% girasol o 100% aceite de oliva)
  • Snacks
  • Margarina. Es la grasa trans más conocida. Se encontrará en todos los productos que la contengan: galletas, bollería,…

Se obtienen por reacción química (hidrogenación). Aumentan el “colesterol malo” (LDL) y disminuyendo los niveles de “colesterol bueno” (HDL), con lo que el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares es aún mayor.

Tanto las grasas saturadas como las trans, si se obtienen por reacción de hidrogenación, se denominan GRASAS HIDROGENADAS, que como acabamos de ver, se consideran grasas no saludables y es necesario restringir su consumo, por el daño que pueden ocasionar en nuestra salud.

ÁCIDOS GRASOS INSATURADOS:

Podemos encontrar:

Cuadro de texto:

 
  • Ácidos grasos monoinsaturados, como es el caso del oleico, presente en el aceite de oliva, aguacate, almendra o avellana.
      • Ácidos grasos poliinsaturados. Es el caso del:Cuadro de texto:
         

      - Omega 3 (o ácido linolénico): Pescado azul: sardina, salmón, caballa, atún, yema de huevo, conejo, nueces, almendras, garbanzos

      Cuadro de texto:

      - Omega 6 (o ácido linoleico): Aceite de girasol, maíz, soja, nueces, sésamo, grosellas, leche materna, frutos secos,…

      El omega 3 y 6, son ácidos grasos esenciales porque nuestro organismo no puede sintetizarlos. Debemos obtenerlos por los alimentos.

       

      Estas grasas se consideran saludables. Entre sus beneficios se encuentra el reducir el “colesterol malo” (LDL) y aumentar el “colesterol bueno” (HDL), tienen una acción vasodilatadora y antiinflamatoria.

       

      ¿QUÉ PINTA TIENEN LOS ÁCIDO GRASOS TRANS, SATURADOS Y POLIINSATURADOS?

      Lo ácidos grasos tienen esta forma:

      Cada uno de ellos es diferente y eso es lo que marca que tenga un comportamiento distinto en nuestra salud.  A continuación, a modo de exposición, mostraremos las fotos de cada uno de ellos:

         
       

       

       

       
         

      La mayoría de los ácidos grasos que existen en la naturaleza son cis. Debido a su estructura, no pueden compactarse, por lo que son líquidos. El doble enlace hace que se oxiden con facilidad. Para evitar que se oxiden, deben mantenerse protegidos de la luz.

        Los ácidos grasos insaturados trans, suelen ser sólidos a temperatura ambiente y se oxidan con mayor dificultad.

       

       

       

      Tenemos pues en la naturaleza, muchos ácidos grasos líquidos y pocos sólidos. Además, estos líquidos tienen la desventaja de oxidarse fácilmente, con lo que el alimento adquiere un sabor rancio. La oxidación puede evitarse, mediante una reacción que se llama: reacción de hidrogenación. Consiste en la adición de hidrógeno a los dobles enlaces:

       

       

       

       

      Obtenemos así GRASAS HIDROGENADAS.

      Su efecto positivo aumenta al aumentar el número de dobles enlaces que contienen.


      PARA SABER MÁS:

      Cantidades recomendadas de cada una de las grasas

      ¿Qué tipo de grasa tiene el jamón ibérico?

      ¿Como podemos saber el tipo de grasas que contiene un alimento?

      Comentarios

      Me ha parecido un artículo muy interesante, aunque hay una cosa que no he entendido bien: dice, al principio, que es importante mantener el equilibrio entre los dos tipos de colesterol, pero ¿no sería más beneficioso eliminar, a ser posible, completamente las grasas LDL? Gracias por su atención
      Lo mas adecuado sería eliminar de la dieta aquellas grasas que producen un aumento del colesterol LDL (saturadas y trans), pero dado lo extendidas que están en los alimentos y que el etiquetado no nos ofrece una información completa del tipo de grasas, se hace muy difícil eliminarlas por completo. Se aconseja reducir el consumo de estas grasas y aumentar el de grasas poliinsaturadas, evitaremos así riesgos cardiovasculares.

      Comentar